Últimas reseñas

Twitter Twitter Twitter Twitter Twitter Twitter Twitter Twitter Twitter Twitter

22/6/11

La máquina del tiempo VI

Cuando los exámenes aprietan y el calor te llama a salir a la calle, lo mejor es bajar al sótano de Alitas y sacarle un poco el polvo a la máquina del tiempo. ¿Os apetece un viaje al pasado? ¡Acompañadme!

Recordad: no saquéis las manos ni los pies ni deis de comer a los animales. Alitas S.L. no se hace responsable de posibles mutilaciones o cambios irreversibles en el futuro. ¡Y abrochaos los cinturones!




Apago la máquina del tiempo y miro a mi alrededor. Estoy en mi clase de 2º de la ESO, en una hora de estudio. Como no puede ser de otra manera, tengo un libro en las manos. Me acuerdo perfectamente de cuándo y cómo lo compré. Como era (y es) habitual, estaba en una librería pasando el tiempo con una amiga, mirando y remirando todo lo que se me ponía delante. Cuando ya me iba, vi este libro, y me lo llevé sin terminar casi de leer la sinopsis. 

El viaje de Teo, de Cathérine Clément

Aunque toda mi vida fui a un colegio religioso, en mi casa la religión pintaba más bien poco o nada. Esta doble forma de vivir un mismo tema, sumado a mi personalidad, curiosa de serie, ha hecho que me desde siempre sienta cierto interés por otras culturas y religiones. Por eso cuando vi este libro, no tuve dudas, aunque tuviera 575 páginas y no fuera el tipo de lecturas a las que estaba acostumbrada por aquel entonces.

Este libro cuenta la historia de un chico que está enfermo; el tratamiento no parece hacer efecto alguno, de modo que su tía decide llevárselo a dar una vuelta por el mundo para conocer las distintas religiones del mundo.  De Jerusalén a Tokyo, Cathérine Clément hace un magnífico recorrido por religiones como el judaísmo, el cristianismo, el taoísmo, el hinduismo o el budismo, entre otras.

El viaje de Teo es uno de los libros que más me ha marcado. Es lento de leer, pero como nunca nos cansaremos de repetir por estos lares, eso no significa en absoluto que sea malo ni aburrido. Más bien al contrario. Si es lento de leer es porque son muchos los conocimientos y los valores que se adquieren a lo largo de la lectura, y se tiene que ir dosificando la información para no colapsarse.

Lo magnífico de este libro es que aunque es largo y, como he dicho, es algo lento de leer, la información no se hace pesada y la lectura en ningún momento resulta lenta. El año pasado empecé a releerlo, pero no lo pude terminar, así que hablo desde el recuerdo de una niña de 13 o 14 años. Supongo que si entonces me gustó tanto, con algunos años más aún lo vería mejor.

Me gusta recomendaros o no los libros que reseño o que recupero con la máquina del tiempo, pero este es una de las excepciones en que no sé muy bien qué deciros. Es un libro juvenil, pero especial. Si buscáis una lectura ágil y despreocupada, alejaros de él, porque no os gustará. Si por el contrario, os gusta el tema de las religiones y tenéis una mente curiosa, creo que puede ser una gran elección. Selene de 13 años dixit.





9 comentarios :

  1. Mi padre lleva siglos recomendándome este libro. Lo encontró tirado al lado de un contenedor, se lo trajo a casa, lo leyó y le encantó. Yo también quiero leerlo pronto, pero creo que esperaré todavía un poquillo ;)

    Me gusta mucho esta sección :)

    Muaaaaks!

    ResponderEliminar
  2. No conocía el libro, la verdad es que parece una buena lectura.

    Besotes ^^

    ResponderEliminar
  3. L verdad es que me has dejado con curiosidad. Intentaré buscarlo, a ver si puedo leerlo ^^

    ResponderEliminar
  4. No conocia este libro pero no me llama mucho la verdad.

    ResponderEliminar
  5. pues se ve super divertido e interesante :P

    besines!

    ResponderEliminar
  6. o esos libros que están llenos de recuerdos *O* que bonitos!

    besos!

    ResponderEliminar
  7. Se ve muy interesante!!! Me lo apunto por si lo encuentro.
    Saludos!!!

    ResponderEliminar
  8. No había oído hablar nunca de él pero me llama la atención, puede que lo lea si algún día cae en mis manos.

    ResponderEliminar
  9. Aiins... que recuerdos cuando una tenia esa edad, y su única preocupacion en la vida era saber si el chico de la mesa de al lado le gustas, o que nuevo libro podras leer o comprar... aiins que tiempos tan buenos y felices.
    La verdad es que el libro tiene buena pinta, y no me decanto ni por libros ligeros ni por todo de religion, me gusta variar y leer cosas nuevas, soy muy curiosa asi que me apuntare este libro para conseguirmelo y leerlo cuando pueda.
    Un beso y gracias por compartir tus recuerdos.
    Muuuuaks

    ResponderEliminar

¡Tu opinión es muy importante! No dudes en contarme qué te ha parecido esta entrada.