14/1/10

Especial Sherlock Holmes

Mañana, 15 de enero, llega a la gran pantalla Sherlock Holmes, la película basada en las aventuras del detective más famoso de todos los tiempos.



 
Como muchos sabéis, Sherlock Holmes es un personaje creado por Arthur Conan Doyle, que protagoniza 4 novelas y más de 50 relatos. Es un detective londinense que con su inteligencia y su capacidad deductiva es capaz de resolver cualquier caso.

El director Guy Ritchie dirigió la película sobre este popular personaje, y en el reparto nos encontramos a actores como Robert Downey Jr. encarnando a Holmes y a Jude Law como el Dr. Watson, el fiel compañero del detective. A continuación podéis ver el tráiler oficial de la película:







Sinopsis:
Sherlock Holmes es el detective más sagaz de Londres. Sus habilidades para la lucha y la ayuda de su colega, el Doctor Watson, le han permitido ajusticiar a criminales como Lord Blackwood, un seguidor de las ciencias ocultas que practicaba asesinatos rituales. Cuando Blackwood resucita de entre los muertos, Holmes y Watson deberán hacer gala de toda su inteligencia para resolver el misterio. Y todo ello, mientras Sherlock se enfrenta al peor de los enemigos: su ex-amante Irene.
"Sherlock Holmes" es un despliegue visual que sigue las peripecias del famoso detective y su ayudante, eso sí, mostrando diferencias con los personajes creados por Arthur Conan Doyle. El nuevo Sherlock es más violento y tiene problemas personales, mientras que Watson aparece como un médico y veterano de guerra. Esta visión no es totalmente novedosa, ya que está basada en un cómic de Lionel Wigram, también productor del filme.


Coincidiendo con el estreno de la película, Anaya relanza las colecciones de relatos sobre las aventuras del detective, que os presentamos a continuación:

Sherlock Holmes había dado ya muestras de su genio en Estudio en Escarlata y en El signo de los cuatro, pero los lectores no se dieron cuenta de su genialidad. Entonces a
Conan Doyle —¿a Watson?— se le ocurrió la brillante idea de pasear al detective por una serie de relatos cortos. Empezó publicándolos en la revista Strand en julio de 1891. En octubre, cuando sólo se habían publicado tres historias, los editores le imploraban más aventuras de Holmes, el público agotaba las ediciones y Doyle subía sus tarifas. La presión del público era tal, que antes de terminar los doce relatos que componen este volumen, el autor empezó a acariciar la idea de acabar con su criatura.




Contiene este volumen once de los casos más notables que resolvió Sherlock Holmes, donde no sabemos qué admirar más: si la inteligencia de Holmes como detective o la maestría de Watson como narrador. La fama de Holmes creció de tal manera que a Conan Doyle llegó a hacérsele insoportable. Y decidió asesinarlo. En «El problema final», sobrio y conmovedor relato, en el que de modo extraordinario se trasluce la ternura de Holmes a través de su proverbial impasibilidad, asistimos a la desaparición del detective. Pero fueron tantas y tan violentas las protestas de los lectores, que, diez años después, Conan Doyle se vio obligado a resucitarlo.




En el «problema final», la última aventura de ‘Las memorias de Sherlock Holmes’, Watson anunciaba la desaparición del «mejor y más inteligente de los hombres» que
hubiera conocido. Y no solo los lectores, sino incluso la propia madre del autor, se negaron a que esto fuera así. Doyle resistió durante diez años la presión de su personaje. Hasta que una mañana, en la primavera de 1894, el doctor Watson cayó al suelo desmayado ante el asombro producido por una inesperada visión: su amigo Sherlock Holmes había vuelto a la vida.






Los últimos años de la vida de Holmes, una época de cambio, se caracterizaron por un talante reflexivo y melancólico poco habitual en él. Sabemos que padeció una enferme dad y que abrió su corazón a un doctor Watson ya «reumático y envejecido». Si en la tumba de Doyle figura el siguiente epitafio: «Temple de acero, rectitud de espada», cabe imaginar que al propio autor le habría gustado grabar uno semejante en la de Sherlock Holmes. O quizá lo ocultó sencillamente porque, para coronar la gloria de su detective, le bastaba atestiguar que Holmes, mientras enviaba su último saludo desde el escenario, desde su retiro sesentón escribía un Manual de apicultura.




Parece que Doyle y el doctor Watson no tenían los mismos puntos de vista sobre el interés de las correrías de Holmes. Mientras el primero lo consideraba un entrometido que le impedía dedicarse a cosas «más serias», Watson se empeñaba en resucitar los casos que tenía cuidadosamente anotados en su archivo. La historia ha dado la razón al doctor y ha preferido la «agenda» del detective a todas las preocupaciones metafísicas de su autor.Y Watson, que era ya para Holmes «una de sus costumbres, como el violín, el tabaco… y otras quizá menos disculpables», abre esa caja de sorpresas y nos muestra a un Sherlock Holmes «en el momento culminante de su carrera».

5 comentarios :

  1. Woooo
    Buena entrada!!
    Nosotros tenemos el día de mañana ya todo planeado, si os gusta Sherlock Holmes, ojalá disfrutéis!!

    Un beso!

    ResponderEliminar
  2. Que bieeen! ^^ llevaba tiempo buscando una recopilacion de todod los casos del Holmes
    Un saludo!

    ResponderEliminar
  3. Yo he leído alguno de Doyle, pero no era ninguno de estos. Creo que era "El perro de los Baskerville", o algo así.

    Por cierto... COLGAD LA ENTREVISTA A SCOTT YA!!!

    ResponderEliminar
  4. Me muero por ver la peli! La verdad nunca me ha atraído mucho Sherlock Holmes pero me encanta como actua Robert Downey! Es tan gracioso!
    Así que no me puedo resistir... :P

    ResponderEliminar
  5. ya la he visto y es sinceramente espectacular desde las actuaciones hasta la trama.
    También esta muy bien porque hay cosas que hace Holmes que puede no entender como lo ha hecho y al final de la película se ve un flashback narrado por Holmes enseñando como lo había hecho todo

    ResponderEliminar

¡Tu opinión es muy importante! No dudes en contarme qué te ha parecido esta entrada.